El cielo de Manchester se abría el 28 de mayo de 2003 para albergar una final de Champions League en Old Trafford entre la Juventus de Turín que dirigidos por Marcelo Lippi buscaban un doblete tras ganar la Serie A y el Milan de Carlo Ancelotti que buscaba el máximo trofeo continental por primera vez desde 1994. Después de 120 minutos sin hacerse daño, la Copa se decidió en la tanda de penales en la que el portero de la Juve, Gianluigi Buffon atajó dos disparos pero fue superado por el brasileño Dida, que paró tres para darle a los rossoneri su sexta ‘Orejona’.

La escuadra de Ancelotti conservaba en sus filas a eternas leyendas como Paolo Maldini, Alessandro Nesta, la medular la resguardaba Genaro Gattuso para que Andrea Pirlo y Clarence Seedorf pudieran crear juego. Al equipo lo enganchaba Rui Costa y para definir estaban otros dos mitos milanistas, Andriy Shevchenko y Filipo Inzaghi. Sin duda un conjunto para el recuerdo que se enfrentaba a una Juventus que contaba con jugadores de la talla de Alessandro del Piero o Edgar Davids, la pólvora de David Trezeguet y la clase de Pavel Nedved, aunque se perdió la final por estar suspendido.

Eran épocas buenas para la Juventus y para el fútbol italiano. Ganarían el Scudetto de las temporadas 2004-05 y 2005-06 de la mano de Fabio Capello y la selección azzurrra el Mundial de Alemania 2006. Tan solo días después de la consecución de Copa del Mundo saltó al mundo el escándalo llamado ‘Calciopoli’. La Corte de Apelación del Futbol Italiano sentenció a la Lazio, Fiorentina y a la Juventus a bajar a segunda división tras la comprobación de influencias directas en la asignación de árbitros en los partidos de Liga. A la Juventus le retirarían los dos últimos títulos de liga y comenzarían en la Serie B con 9 puntos menos. Aunque en los bianconeri se produjo un éxodo de jugadores, se mantuvieron elementos importantes como Buffon, Del Piero, Nedved, Trezeguet o Camoranesi.

EL PARTIDO

Volviendo a Old Trafford en 2003, los equipos cumplieron con el tópico de la final italiana. Respeto mutuo, batalla táctica en busca de los errores del rival y pocas ocasiones claras. Durante la primera parte los de Ancelotti acecharon con más insistencia el arco de Buffon que salvó a su equipo tras un cabezazo a quemarropa de Inzaghi con una soberbia reacción y otro rechace a una incursión de Kaladze.

La Vechia Signora tuvo fortuna en los intentos lejanos de Rui Costa y en un gol anulado al ucraniano Schevchenko, mientras que Davids no conseguía conectar con Del Piero dejando a Trezeguet demasiado lejos en gran parte del partido. Echaban de menos al checo Nedved y el recambio de Camoranesi no estaba funcionando. Lippi reaccionó y metió a Antonio Conte y a Zalayeta que dieron más equilibrio al equipo pero los de Ancelotti seguían controlando el partido aunque sin grandes ocasiones.

Entre el respeto y el vértigo, se llegó al final de los 90 minutos y a la prórroga. Treinta minutos en los que los equipos no querían perder lo conseguido a esas alturas del partido, dando lugar a la ruleta de los penales.

buffon juventus milan final champions league 2003DIDA Y BUFFON

El primero en tirar desde los once pasos fue Trezeguet que tiró abajo sin mucha colocación y Dida atajó. Serginho adelantó al Milan y Birindelli igualó para la Juve. Era el turno de Seedorf que cruzó con un disparo potente pero Buffon, que jugaba su primera final de Champions con 25 años, se estiró y consiguió desviar. La igualdad volvía al marcador y era turno de Zalayeta, que también fallaba tras disparar al cuerpo del arquero brasileño. La exhibición de porteros no paraba y Buffon desviaba con los pies el disparo de Kaladze, a lo que Dida respondería con una parada similar al tiro del juventino Paolo Montero. Buffon no pudo desviar el remate del veterano Nesta y los blancos, aquella noche, se adelantaban. La responsabilidad recaía en Del Piero, que con sutileza definió a la izquierda del arquero y todo dependía de Shevchenko. El mundo del fútbol se detuvo por un instante y vio entrar a la portería el tiro del ucraniano, que le daba a la escuadra milanista su sexta Copa de Europa.

El Milan levantaba su sexta Copa de Europa y la Juventus perdía otra final de Champions cinco años después de la del 98 contra el Madrid y aquel gol de Mijatovic. Catorce años después de su última final, en el Millenial Stadium de Cardiff, los bianconeri tienen la revancha contra el máximo ganador en la historia de la competición, el Real Madrid. Será la tercera final de Gigi Buffon que probará a ver si es cierto eso de que a la tercera, va la vencida.


FICHA TÉCNICA 

Liga de Campeones 2002/2003 (final): Juventus 0 (2) – Milan 0 (3)

Estadio: Old Trafford (75.643 espectadores)

Arbitro: Markus Merk (GER) con Heiner Müller (GER) y Christian Schräer (GER) de asistentes. 

Incidencias: Amonestó a Alessio Tacchinardi (m.69) y a Alessandro del Piero (m.111) y a Alessandro Costacurta (m. 69) por parte del Milan. 

ALINEACIONES

Juventus – Gianluigi Buffon, Ciro Ferrara, Alessio Tacchinardi, Paolo Montero, Igor Tudor (Birindelli ’42), Alessandro Del Piero (c), Mauro Camoranesi (Conte ’46), David Trezeguet, Gianluca Zambrotta, Lilian Thuram y Edgar Davids (Zalayeta ’65)

Milan – Dida, Paolo Maldini, Alessandro Nesta, Alessandro Costacurta (Roque Junior ’66), Kakha Kaladze, Andriy Schevchenko, Genaro Gattuso, Rui Costa (Ambrosini ’87), Andrea Pirlo (Serginho ’71), Filippo Inzaghi, Clarence Seedorf.

GOLES

Juventus en tanda de penales: Birindelli y Del Piero

Milan: Serginho, Nesta, Schevchenko

Comparte
Periodista, Co-fundador y co-director de Football Citizens con un grupo de amigos que comparten la pasión por el balón.

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here