Sir Bobby Charlton

Bobby Charlton es un ex futbolista inglés que forma parte de los tres componentes de la selección inglesa que ha logrado superar la barrera de los cien partidos internacionales. Sus 49 goles lo convirtieron por mucho tiempo en el máximo artillero de su país. En 2016 fue superado por Rooney (53). Considerado por la FIFA mejor jugador ingles de todos los tiempos, su carrera futbolística se dividió en varios equipos, haciendo historia en el Manchester United, donde sigue siendo el máximo goleador de la historia del club con 249 goles, empatado de nuevo con su perseguidor Wayne Rooney. Charlton fue un jugador ofensivo, que brilló primero por la banda gracias a su velocidad y sus fintas, y terminó como pivote ofensivo por el centro. Destacaba su potencia en el disparo a pesar de su baja estatura (1,73 metros).

UN ‘RED DEVIL’

La primera oportunidad para formar parte de un gran equipo no se le haría de esperar a Charlton. Fué en 1953 cuando Joe Armstrong, ojeador del Manchester United, decide ir a por la firma de un jugador de 17 años de edad al cual define como “asombrosamente talentoso”. Bobby abandona el equipo de su colegio, en Northumberland. En 1956 en el mismo mes que cumple 19 años, debuta con el primer equipo en un partido frente al Charlton Athletic convirtiendo dos goles.

Los diablos rojos consiguieron ser campeones de liga y en sus lineas destacaba un extremo zurdo que, a pesar de su gran juventud, se afianzaba en el equipo de forma directa. Los 10 goles convertidos por Bobby no solo hicieron que el Manchester fuera campeón de liga sino que contribuyó a jugar una final de Copa de Inglaterra y una semifinal de Copa de Europa.

TRAGEDIA Y GLORIA 

El 6 de febrero de 1958 el avión que transportaba al equipo del Manchester United sufre un accidente cuando regresaba de jugar un partido en Belgrado por la Copa de Europa. La aeronave se estrelló en el aeropuerto de Múnich causando la muerte de 23 personas , 8 de ellas futbolistas , dos técnicos y un directivo del club. Bobby, con 20 años de edad, salió disparado del avión sujeto a su asiento. Aunque resultó ileso, las consecuencias mentales que le quedaron por la pérdida de tantos amigos en circunstancias tan dramáticas muy pronto se hicieron patentes.

Después del accidente el club necesitaba empezar de nuevo y Matt Busby, entrenador del primer equipo, se encargó de reconstruir el grupo de la mejor manera posible y para ello utilizó a Charlton como piedra base. A partir de él formó un equipo que poco a poco volvió a la senda de los triunfos , en 1963 consiguen la FA Cup venciendo al Leicester City. Tras ello, consiguieron el título de liga en 1965 y 1967.

10 años después de accidente aereo, el Manchester United logra alzarse con la Copa de Europa y se convierte en el primer equipo ingles en lograr dicho título. En esa plantilla había tres jugadores que destacaban por encima del resto, George Best, Denis Law y Bobby Charlton a los cuales se los nombrará y serán recordados como la llamada ‘United Trinity’. El Manchester United derrotó al Benfica por 4-1 en Wembley en la final y Charlton fué el autor del primer y cuarto gol. Al ser los campeones de Europa, se enfrentaron a Estudiantes de La Plata, los campeones sudamericanos de esa temporada, y perdieron la serie luego de que Estudiantes lograra un primer triunfo de 1-0 en el estadio La Bombonera, en Buenos Aires, Argentina y un empate 1-1 en Old Trafford.

COPA DEL MUNDO DE 1966

Inglaterra nos derrotó en 1966 porque Bobby Charlton fue un poco mejor que yo 

Franz Beckenbauer

 

En el Mundial de Chile 1962, Charlton ya era indiscutible para su seleccionador. En octavos de final y gracias a un gol suyo, Inglaterra elimina a Argentina, aunque no sirvió de mucho ya que Brasil en cuartos se encarga de poner fin a la participación británica en el certamen.

Pero poco quedaba esperar ya que fue en el Mundial siguiente, Inglaterra 1966, que quedaría marcado en la memoria de los ingleses. Podría decirse que fue en la semifinal contra Portugal donde se comenzó a ver la mejor versión de Bobby. El se encargaría de marcar dos goles (uno en cada mitad) y con ello darle el pase a la final del esperadísimo Mundial.

En la final se vio uno de los duelos futbolísticos que quedará en los mejores archivos de la historia de este deporte. El entrenador de Alemania Occidental, Helmut Schöen, conocía perfectamente por donde podía llegar el peligro de Inglaterra y para ello decidió ponerle un marcador personal a la estrella británica , que sería ni mas ni menos que un brillante y joven Franz Beckenbauer, el sería el encargado de evitar que Charlton jugara cómodo y practicar su fútbol. Cuando uno atacaba el otro lo seguía hasta convertirse en defensa y viceversa. Duelo épico entre dos leyendas del fútbol, aunque en este caso, un definitivo 4-2 que pronunciaba el marcador al final de la prórroga señalaba claramente a Charlton ganador de la batalla. Por aquel entonces y con 28 años de edad Bobby fue el motor del equipo que triunfó en su propio país y recibió la Copa Jules Rimet de manos de Su Majestad la Reina Isabel II el 30 de julio de 1966.

Nunca ha existido un futbolista tan popular. Nadie se ha acercado tanto a la perfección como persona y como jugador

Matt Busby

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here